Alebrijes en Cuadratines

Pésimos resultados de la 4-T

Adrián Chavarría Espinosa

Pésimos resultados de la 4-T

Gobierno

Junio 30, 2020 17:11 hrs.
Gobierno Nacional › México Ciudad de México
Adrián Chavarría Espinosa › Informativo Nacional

Aunque el presidente Andrés Manuel López Obrador se diga optimista y considere, al igual que muchos de sus colaboradores, que todo funciona correctamente y que se va por buen camino, la terca realidad nos demuestra la existencia de serios problemas a nivel nacional.
Un ejemplo: aunque la promesa era crear un sistema de salud del primer mundo, lo implementado hasta el momento sencillamente ha resultado ineficiente para contener la pandemia de coronavirus que no ha sido ’domada’, como se ha reiterado en varias ocasiones. Tan solo en la semana del 22 al 26 de junio, donde la Secretaría de Salud había señalado inicialmente para el término de la pandemia, es donde se registraron más casos de contagios y, a pesar de ello, ya se prepara la reanudación de diferentes actividades sociales y productivas,
En cuestiones económicas, la promesa de crecimiento de 4% del Producto Interno Bruto fracasó y en el 2019 se estuvo a punto de declararse la recesión pero este año, principalmente por la contingencia sanitaria, no solo ya sucedió sino además se agregaron otros factores como la pérdida de más de un millón de empleos formales y una cantidad muy superior de informales.
Incluso en abril la economía mexicana se desplomó 17.3%, según la variación mensual del indicador global de la actividad económica difundido por el inegi, la cual ha sido la caída más severa desde que se lleva ese registro comparable, iniciado en febrero de 1993, sin omitir otros factores como exportaciones y bajas en ventas de diversos artículos.
Sin embargo el mayor problema se registra en el tema de la seguridad pública, donde en las semanas recientes se han registrado diversos hechos violentos provocados por diversos cárteles del crimen organizado los cuales han tenido como punto máximo, hasta el momento, el atentado en contra de Omar García Harfuch, secretario de Seguridad Ciudadana de la Ciudad de México, en Paseo de la Reforma.
Recapitulemos: en Colima, el 1 de junio aparecieron muertos siete policías estatales y el día 16 el magistrado Uriel Villegas y su esposa fueron ejecutados ante sus hijas menores de edad; en este mes en el estado de Guanajuato se han reportado 251 homicidios dolosos, siendo las dos primeras semanas las más violentas con 184 crímenes y tan solo entre los días 13 y14 fueron asesinadas 25 personas,
Además, por la detención de 26 seguidores de José Antonio Yépez, ’El Marro’, entre ellos su madre, hermana y prima, el presunto líder del Cártel Santa Rosa de Lima, amenazó con generar más violencia en Guanajuato, razón por las cuales se incrementó la vigilancia federal en sitios estratégicos de esa entidad, entre ellos la Refinería de Salamanca, donde la noche del pasado miércoles el Ejército aseguró un vehículo abandonado con doce artefactos explosivos.
Incluso, el jueves durante la conferencia mañanera presidencial realizada en Texcoco, Luis Cresencio Sandoval, secretario de la Defensa Nacional, reveló que seis grupos criminales se disputan el territorio de la Zona Metropolitana del Valle de México: los cárteles Jalisco Nueva Generación, Caballeros Templarios, Familia Michoacana y Guerreros Unidos, así como otras dos agrupaciones no identificadas pero originarias de la Ciudad de México.
Tras ello, el viernes se registra el atentado contra García Harfush, por un comando integrado por 28 personas tan fuertemente pertrechadas que lograron superar el blindaje de la camioneta oficial para asesinar a sus dos escoltas y herirlo aunque no de gravedad. En rápida respuesta se logró la detención de al menos 18 implicados, entre ellos el presunto autor intelectual del atentado.
¿Cómo considerar este panorama? En resumen, que la estrategia aplicada por el gobierno federal en contra ya sea de la delincuencia común o del crimen organizado ha quedado solamente no rebasada, es más ni siquiera insuficiente, sencillamente ha resultado ineficaz para contener a la violencia,
La gran apuesta de la Guardia Nacional no ha fructificado simplemente porque no se ha logrado consolidar a esa corporación; se habla de la cantidad de sus integrantes pero no se detallan las acciones para mejorar su calidad y alcanzar mayores niveles de preparación para enfrentar a los delincuentes en sus diferentes actividades ilícitas, que van desde el robo simple hasta con violencia, asalto en transporte público para llegar a la extorsión y secuestro.
En su reciente mensaje sabatino, López Obrador afirmó que su gobierno no se intimidará ante este hecho, aunque reiteró que no le declarará la "guerra" a nadie ni se violarán los derechos humanos en la aplicación de su estrategia de seguridad. Aseguró que se actuará y se evitará se cometan actos violentos.
Se podría estar de acuerdo en el respeto a los derechos humanos, pero por parte de la delincuencia ellos no guardan ninguna consideración por sus víctimas, por lo cual desde esa perspectiva ya es un enfrentamiento inequitativo. Resulta indispensable dejar atrás la idea de ’abrazos, no balazos’ o acusar a los delincuentes con sus mamás, eso resulta inútil.
De no mejorar sus estrategias tanto el criminal común como el organizado avanzarán más en sus agresiones a la sociedad, serán más frecuentes los hechos violentos en la Zona Metropolitana del Valle de México y el gran perdedor será el pueblo mexicano.


Ver nota completa...

Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor