Pandemia con visiones contradictorias - Alebrijes en Cuadratines - Cuauhtémoc - informativonacional.com.mx

Alebrijes en Cuadratines

Pandemia con visiones contradictorias

Adrián Chavarría Espinosa

Pandemia con visiones contradictorias

Gobierno

Enero 17, 2022 16:21 hrs.
Gobierno Nacional › México Ciudad de México
Adrián Chavarría Espinosa › Informativo Nacional

Lo que a principio de la semana pasada el presidente Andrés Manuel López Obrador calificó como una simple gripita, incluso peyorativamente la calificó como ’covidcito’, con el paso de los días finalmente se transformó en la mayor ola de contagios a lo largo de la pandemia en el país.
Tras varias nuevas marcas consecutivas, impulsada por la variante ómicron, el sábado se llegó a la cifra máxima de contagios en un solo día con 47 mil 113 casos, para sumar cuatro millones 349 mil 182 casos y con los 227 decesos reportados esa cifra ascendió a 301 mil 334 muertes, de acuerdo con los datos más recientes de la Secretaría de Salud.
Es decir en tan solo una semana sumaron 266 mil 64 contagios y. además, fue la tercera vez en menos de siete días que se superó el máximo de afectados diarios, ya que el miércoles y viernes se rebasaron los 44 mil infectados, aunque a pesar de todo al incremento de la tasa de letalidad continúa en declive, al colocarse en el 6.9%.
En el reporte sabatino se puntualizó que los estados con más casos acumulados son Ciudad de México, Estado de México, Nuevo León, Guanajuato, Jalisco, Tabasco, Sonora, Puebla, Veracruz y San Luis Potosí, que representan 65% del total, es decir dos tercios.
Entonces no una ’simple gripita’, sino que con la aparición de la variante ómicron se debe reconocer que se mantiene una pandemia sobre la cual no existe control, ya que los hospitales registran incrementos en ocupación de camas y en lo único que tienen razón tanto las autoridades federales de salud como el presidente López Obrador es que se mantiene bajo el nivel de fallecimientos, como ya se señaló anteriormente.
En lugar de que ellos celebren que los contagios no resultan ser tan graves, que en comparación a las anteriores cepas las molestias son menores, deberían preocuparse porque ese aumento de casos ha generado interés de las personas por realizarse pruebas anticovid, ya sea por necesidades laborales o por haber acudido a reuniones o eventos masivos sin atender las recomendaciones de evitar estas situaciones.
Lo que han dicho las autoridades es que en caso de presentar síntomas, deben asumir que ya están contagiados y deben permanecer en confinamiento, debido a que a nivel mundial no existe la suficiente producción de pruebas para satisfacer la demanda.
Sin embargo en Estados Unidos el presidente Joe Biden ordenó adquirir 500 millones de pruebas de Covid-19 adicionales para satisfacer la demanda en todo el país ante la aparición de la cepa ómicron; es decir, habrían al menos dos pruebas para cada habitante en esa nación.
Pero aquí, mientras se recomienda a la población no solicitar pruebas, son los políticos quienes se aprovechan y se las realizan constantemente y sin problemas. Así, el mismo lunes que empezó a tener síntomas López Obrador se practicó una, al igual que todos con quienes sostuvo reuniones en Palacio Nacional, al igual que Claudia Sheinbaum, jefa de gobierno de la Ciudad de México, se ha hecho varias pruebas.
En cambio, el ciudadano común tiene que hacer largas filas en los módulos capitalinos para ver si alcanza una ficha para tener la oportunidad de verificar si están contagiados o no, lo cual si se agrega el confinamiento voluntario ha repercutido en ausentismo laboral, lo cual sin duda afecta las actividades productivas. Véase tan solo lo sucedido en Aeroméxico, donde se cancelaron centenares de vuelos debido a que varias tripulaciones se reportaron contagiados.
Sobre cuánto tiempo afectará la variante ómicron en nuestro país no existe una respuesta certera, pues nadie, ni los ya vacunados, están exentos a un nuevo contagio. Por ello, el doctor Alejandro Macias Hernández, infectólogo y excomisionado contra la influenza en México, explicó en un video en su canal de YouTube, que tiene un factor de reproducción muy parecido al del sarampión, para ser la enfermedad infecciosa más transmisible conocida.
Precisó que ómicron no entrará al mismo tiempo en todo el país, por lo que tampoco terminará igual, entonces el proceso será por regiones, y en el caso de la Ciudad de México, enero representaría un gran incremento de casos, y hacia finales del mismo mes, así como en febrero y marzo, entrará a una condición de equilibrio.
Sin embargo, científicos han advertido que la variante ómicron no será la última preocupante del coronavirus, ya que cada infección ofrece una oportunidad para que el virus mute. Además, tiene una ventaja sobre sus predecesoras: se transmite mucho más rápido a pesar de existir una inmunidad más fuerte, ya sea por vacunas o por personas que enfermaron antes. Es decir, hay más personas en las que el virus puede seguir evolucionando.
Los expertos ignoran cómo podrían evolucionar las próximas variantes de la pandemia, y señalan que no hay garantía de que las secuelas de Ómicron causen una enfermedad más leve o de que las vacunas existentes funcionen contra ellas. Por lo tanto, instan a ampliar la vacunación ahora, mientras esas inmunizaciones continúen siendo eficaces.
En fin, mientras el gobierno federal no otorgue la debida importancia a la pandemia y siga considerándola como un ’covidcito’, seguiremos padeciendo de todas sus consecuencias, no solo en materia de salud, también en lo económico y, sin duda, en lo político.


Ver nota completa...

Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor

Éste sitio web usa cookies con fines publicitarios, si permanece aquí acepta su uso. Puede leer más sobre el uso de cookies en nuestra política de uso de cookies.